Felipe Andrade Haro
Felipe Andrade Haro

Pandemia y MORENA

 

El partido en el poder, en nuestro país, termina un año en plena crisis y –todo parece indicar- lo–, iniciará de la misma manera. No hay nada que indique que la ruta de selección de candidaturas será tersa, tranquila, armónica. Never de limón la never. Esto apenas inicia y se comienzan a formar negros nubarrones que indican que, si no hay manotazo a tiempo, las cosas se pueden descontrolar y la 4T terminará como fiesta de vecindad: a madrazo limpio. ¿Quién supone que las cosas no serán como en las asambleas distritales de renovación de sus órganos directivos? ¿Alguien lo duda? Pero bueno, supongamos que priva el orden y los madrazos no aparecen, pero los berrinches harán su presencia y algunos se sentirán damnificados de la 4T y se irán o por la vía libre o con sus chivas a otra parte.

MORENA sigue sin encontrar la ruta que lo convierta en partido político, en un referente de la transformación de las instituciones políticas, en un acompañante del presidente en la transformación económica y social en beneficio de los más pobres. Sigue ausente MORENA, extraviado, sin conexión con grandes grupos de la sociedad, sin un programa político amplio que incorpore a la sociedad en los cambios que se requieren en estos momentos de crisis por la pandemia. Y no me refiero a los Slim o los Salinas Pliego, nel. Hablo de los desposeídos, a quienes en estos tiempos de crisis no les queda otro remedio más que enfrentarse a la enfermedad por hambre, a quienes enfrentan la violencia con violencia, mientras la casta de privilegiados sigue intocada. Los pobres siguen siendo invisibles.

Y esto es increíble cuando vivimos una crisis tremenda en la oposición de derecha. El PRIAN nomás no pela un chango a mordidas, ni con la ayuda de lo queda del PRD. La corrupción que inunda a estos partidos no ha sido aprovechada por MORENA para consolidarse como partido de masas. El problema más grande de MORENA sigue siendo MORENA. Ni más ni menos mis cuates. Y así es como se presentan los intentos por avanzar en alianzas electorales (no ideológicas) para enfrentar al PRIANRD. En San Luis ya tronaron, y en otros estados se busca lo mismo. En el caso de la aldea, los que se presentan como dueños del partido han dicho que nomás no van en alianzas con la derecha (sic), porque ellos prefieren la alianza más grande, que es la que se hace con el pueblo sabio y noble. Chale.

Y neta que se pasan de lanzas los compas, porque la dirigencia invisible de MORENA en nuestra aldea (porque nadie sabe ni quiénes son ni que jabón los patrocina), jamás le ha preguntado al pueblo sabio, en asamblea popular y a mano alzada, si quieren o no una gran alianza con el Verde, Nueva Alianza y otros institutos políticos y organizaciones políticas, para sacar la corrupción, el atraso y la mediocridad que reina desde hace 10 años. ¿No quiere alianzas de ninguna especie la burocracia que se ha apropiado de MORENA? ¿Sólo ellos se sienten pueblo? No, pues qué chingones; y avisen plis, para revisar mis apuntes de Teoría Política para ver si puedo meterme por un resquicio a la categoría de PUEBLO, quién quita y hasta me toque un jugoso hueso de perro en alguna regiduría fifí, de esas donde se mochan con $ 40,000 varos más lo que se acumule.

Porque, la mera neta, se llega a niveles de ridiculez que enferman. Aspirantes que se presentan en las redes sociales con un currículum de dar risa: “Hilario Chagoya sí es pueblo. Desde su niñez ya soñaba con la 4T. Admirador de los héroes que nos dieron patria, acompañó a nuestro presidente durante 40 días y 500 noches en el Paseo de la Reforma en repudio al Fraude Electoral. Fue fundador ejemplar de nuestro partido, al que aportó los quinientos pesos que traía para los chescos y las tortas en la asamblea fundacional. Por eso y por mucho más… Chagoya debe ser gobernador. Y Chagoya dice no a las alianzas con la derecha para no confundir a la izquierda con la derecha y viceversa, pues el pueblo sabio sabe que sólo la izquierda es la mera efectiva”. Así pregonan su sabiduría los hijos de la 4T en la aldea.

MORENA debe abrir espacios al debate más amplio de todos los sectores progresistas de la sociedad, para comenzar a construir un partido de izquierda a futuro. Las alianzas son coyunturales. Y hoy, los zacatecanos queremos unirnos a un movimiento amplio para detener la corrupción, la pobreza, la enfermedad, el hambre y el cinismo de 10 años de gobierno priísta. Es ahora, mañana será muy tarde.

¡DEBEMOS DE EXIGIR UNA ALIANZA AMPLIA CON PARTIDOS Y CIUDADANÍA EN CONTRA DE LA REACCIÓN PRIANRD!


Los comentarios están cerrados.