ALEJANDRO CASTAÑEDA / NTRZACATECAS.COM
ALEJANDRO CASTAÑEDA / NTRZACATECAS.COM

En un duelo cardíaco y polémico, Mineros de Zacatecas empató a un gol con los Toros de Celaya en el estadio Carlos Vega Villalba y se mantiene en la lucha por el liderato del Guardianes 2020 de la Liga de Expansión MX.

Con una jugada llena de polémica donde a los visitantes se les anuló el gol que les daba la victoria, Mineros hizo lo suyo y se perfila como uno de los favoritos a levantar el título.

El primer tiempo fue complicado para los de casa debido a la presión que ejercieron los Toros de Celaya desde la salida de Mineros, pues no dejaban ningún espacio libre para avanzar.

Las primeras llegadas al área rival fueron de la escuadra del Bajío que unió pases y jugadas para romper el parado táctico de los zacatecanos.

Al minuto 15, Emiliano Osuna recortó a la defensa minera para sacar un potente tiro que Oscar González atajó de forma correcta, pero el rebote quedó a la deriva y fue aprovechado por Guillermo Martínez que puso el uno por cero.

Mineros le puso garra y corazón para comenzar a adueñarse de la pelota y poder hacer contraataques.

Fue en el minuto 23 que los rojos tuvieron un tiro libre en las inmediaciones del área de Celaya, parecía ser una buena oportunidad, pero el balón se fue desviado.

Celaya no dejó de atacar y siguió con los embates y llegadas peligrosas que ponían las alertas en el arco local. El equipo de Zacatecas recuperó el balón pero los errores en tres cuartos de cancha pesaban.

Para el minuto 41 Martín Zúñiga tuvo el arco abierto después de un error garrafal de la defensa, pero no supo concretar y el balón salió por un costado.

Así llegó el medio tiempo y Alexis Moreno buscó dar ánimos y ajustar el parado táctico de los Mineros para enfrentar el segundo tiempo con una cara nueva.

De inmediato mandó a la cancha al “Amuleto” Juan José Calero, quien le dio una cara distinta al equipo. También entró Luis Márquez y los de Zacatecas lograron llegar con más peligro al arco rival.

El partido siguió un ritmo acelerado con tiros a la distancia y jugadas que pisaban el área rival.

La emoción llegó en los últimos minutos cuando el capitán Manuel Madrid logró empalmar un tiro centro y empató el marcador en el tiempo agregado.

Sin embargo, las emociones no terminaron ahí e inmediatamente Celaya se fue al frente para lograr el 2 a 1 que el árbitro central anuló después de darlo por bueno y la polémica llegó.

Los jugadores de Celaya reclamaron al árbitro quien no se echó para atrás en la decisión de no dar por válido el gol de la visita y terminó el juego.

Con este resultado Mineros se mantiene a un punto de distancia del puntero que es el equipo de Celaya.

 


Los comentarios están cerrados.