ABUSIVOS

Víboras de varios nidos se preguntan si de verdad Ulises Mejía no aprende o ya se la creyó. El alcalde de la capital volvió a meterse en problemas, una vez más con una mujer, ahora la dueña de un terreno atrás del teatro López Velarde. Resulta que el predio “le gustó mucho a Mejía Haro” y, por sus… ganas, se quiere hacer de él. Amenazas, acoso, malos tratos y prepotencia (¿le suenan?) contra la afectada, de edad mayor, saltan en la historia. Como que el modito ya les gustó.

La mujer denunció al ayuntamiento, su presidente y el secretario de Medio Ambiente, Manuel Lugo, de abuso de “poder” (sí se la creen). El asunto ya llegó hasta el Tribunal de Justicia Administrativa, que a ver si pone orden. Y todo el nuevo caso se dio justo cuando la Sala Monterrey está por discutir el asunto que involucra al presidente municipal en violencia política de género, contra la síndico Ruth Calderón. ¡Qué joyita en deslucida corona!

 

PERDIDO

Las lenguas afiladas comentan que ya ni da para chiste, sino sólo pena ajena, la incapacidad del todavía secretario de Gobierno (¿?), Jehú Salas, para resolver hasta la más mínima requisición. Por semanas se han extendido los conflictos con la orquesta y coro del estado, los comerciantes no dejan de recriminar al gobernador Alejandro Tello y gremios afectados por la crisis esperan respuestas, a ver quién se las da. Con un titular desaparecido, la estrategia ha sido aventar al subsecretario Érick Muñoz, sin mucho éxito.

Y con campo abierto, oportunidad aprovechada: en Ojocaliente crece otro conflicto. El alcalde Daniel López, de Morena, no necesitó permiso para ocupar los vacíos de la administración estatal y ahora abandera la defensa de los manifestantes plantados contra la mina El Coronel, propiedad de Carlos Slim. Otros, por cierto, a los que no les han hecho caso. Bien fajado, el presidente advirtió que el Municipio no permitirá más desidia de la corporación y va a entrar al quite, hasta donde llegue, “a favor del pueblo”.

 

CUMPLIDOS

Con provecho de la situación, los guindas también hicieron lo propio en la Cámara Baja. Fue el diputado Óscar Novella el que se colgó la medalla de acercar las urgencias del estado al secretario de Hacienda, Arturo Herrera, durante su comparecencia de este miércoles.

Mientras los panistas ─como la zacatecana Jackie Martínez─ hacían show, el legislador tuvo a bien a entregar personalmente a Herrera Gutiérrez la lista de lo que mucha falta le hace a Zacatecas. Y que se vea, aclaró el de la 4T, que de ésta hay mano amiga para el góber Tello, aunque dando y dando, cierre de año avanzando.

Entre lo solicitado al funcionario federal, se priorizó recurso para la nómina educativa, con el “atrevido deseo” de que la Federación etiquete 13.7 por ciento más y así garantizar los pagos de los maestros (quienes sabrán a quién agradecer). Ahora nomás falta que les hagan caso.


Los comentarios están cerrados.