REFORMA
REFORMA

MADRID. Por primera vez en la historia del Mundial Femenino, dos países organizarán la novena edición de la Copa del Mundo que tendrá lugar en el 2023.

Australia y Nueva Zelanda albergarán la competencia que ahora tendrá la presencia de 32 participantes.

Luego de que Brasil y Japón se bajaron en las últimas semanas, la competencia final se dio entre Colombia y los ganadores de la sede, quienes al final convencieron a los votantes a pesar de que ayer el país cafetalero sacaba una ligera ventaja.

La sede conjunta contó con 22 votos por solo 13 de Colombia.

Nueva Zelanda y Australia contaron con 7 votos de la AFC, 5 de la Concacaf, 5 de la CAF, 2 OFC, 2 de UEFA y 1 de la presidencia de la FIFA.

Desde 2002 en Nueva Zelanda se cuenta con una Liga profesional de fútbol femenil y en el 2018 logró la equidad con el conjunto varonil para que a nivel Selección les fueran Otorgadas las mismas compensaciones y premios económicos.

Luego de la revisión de las sedes, nueva Zelanda y Australia obtuvieron una calificación de 4.1 mientras que Colombia sólo de 2.8 por su infraestructura, la cual planeaba ser modernizada de cara este Mundial y ahora no se logrará.

Brasil retiró su candidatura hace dos semanas argumentando problemas económicos por la pandemia del Covid-19, ya que no lograron reunir las firmas y compromisos de los patrocinadores, por lo cual el país Cafetalero fue criticado severamente, pues tampoco contaba con un fuerte respaldo para la realización del evento.

México solo ha logrado clasificar en 3 ocasiones al Mundial y luego del fracaso que le impidió acudir a la justa de Francia 2019, ahora tienen una nueva oportunidad para reinventarse y lograr el objetivo.

Por: Alejandra Benítez


Los comentarios están cerrados.