ALEJANDRO CASTAÑEDA | NTRZACATECAS.COM
ALEJANDRO CASTAÑEDA | NTRZACATECAS.COM

Zacatecas es una ciudad que se ha convertido en un referente de las bellas artes. Sin embargo, sólo tiene tres teatros en activo­: el del Instituto Mexicano del Seguro Social, el Fernando Calderón y el Ramón López Velarde, que en los últimos años han tenido una diversificación en los espectáculos que en ellos se presentan.

Estos teatros no se limitan sólo a mostrar obras, recitales de música clásica y danza, han ido más allá, con la introducción de conciertos de géneros que anteriormente eran impensables para un teatro como los de rock.

Esto crea una serie de polémicas entre los círculos de artistas y críticos que ven este tipo de eventos como incompatibles con el teatro, he incluso derivó en la destitución del director del Teatro Fernando Calderón.

Historia viva

El Teatro Fernando Calderón remonta sus inicios a 1832, como una demanda para albergar eventos culturales. A lo largo de su historia, el recinto sufrió transformaciones, abandono, recuperación y el mantenimiento que lo coloca como el corazón cultural de Zacatecas.

Desde los años 60, cuando el Congreso del Estado dona el recinto a la hoy Benemérita Universidad Autónoma de Zacatecas (BUAZ), el Teatro Fernando Calderón ha tenido una reivindicación de su finalidad cultural, pues pasó de ser lugar de peleas de gallos a un referente cultural.

Su arquitectura, que hace referencia a estilos italianos y franceses, sorprende a los artistas que pisan el escenario, que usan los camerinos y se enamoran del recibimiento del público zacatecano.

El rescate y restauración de este recinto fue un trabajo arduo que no culmina, pues hay algunas deficiencias en partes interiores que no son atendidas por la falta de recursos de la propia universidad.

Su capacidad para 530 personas y su ubicación sobre la avenida Hidalgo del Centro Histórico valen para que sea una excelente opción para aquellos que montan espectáculos y no se restringen a las obras teatrales.

Recientemente, un concierto de homenaje a la banda de rock Kiss marcó la polémica por escoger este espacio; sin embargo, el espectáculo se realizó sin consecuencias.

La polémica del uso del espacio universitario y referente cultural marcó la destitución de Juan Manuel Martínez Hernández como responsable, y la llegada de Aurelio Sánchez Contreras.

Acercar la cultura

Ubicado dentro del circuito del Centro Histórico de Zacatecas, el Teatro del Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) también es en una sede de eventos culturales y promotor del teatro con el programa IMSS Cultural, que este año no tiene recurso etiquetado.

El edificio, que fue inaugurado el 19 de abril de 1964 y tiene capacidad para 501 personas, ha sido escenario de espectáculos teatrales de los festivales que organiza el Instituto Zacatecano de Cultura (IZC) Ramón López Velarde y empresas privadas.

En 2018, el recinto tuvo una asistencia a todos los eventos de 27 mil 700 personas, en 62 eventos locales gratuitos y 38 de paga, según datos de le delegación del IMSS Zacatecas.

Forma parte de un fideicomiso que tiene como finalidad acercar la cultura a los derechohabientes, por lo que es uno de los recintos más económicos. Mientras que el Teatro Ramón López Velarde puede costar, en renta, hasta 20 mil pesos, el Teatro del IMSS se renta por 4 mil 500 pesos por 3 horas de uso, por lo que se vuelve una opción para los empresarios del espectáculo.

Durante 2017 y 2018 formó parte del programa IMSS Cultural con el que se recibieron en total 7 obras de teatro con reconocidos actores, como Ignacio López Tarso, a precios realmente accesibles que no rebasaron los 80 pesos.

Legado cultural

Otro recinto cultural que es referente de las bellas artes es el Teatro Ramón López Velarde, gestionado por el IZC. El recinto data de 1976 e, igual que el Teatro Fernando Calderón, ha diversificado los espectáculos que alberga.

Con una capacidad para 988 personas, es uno de los más solicitados por las empresas teatrales y de otras artes como sede de recitales, obras de teatro, danza y conciertos de rock.

Hace apenas un año la banda argentina de metal Rata Blanca eligió el Teatro Ramón López Velarde para el concierto por sus 30 años de carrera, hecho que fue un éxito con un lleno total.

De igual forma, las giras teatrales siempre optan por elegir este espacio por todos los servicios que brinda, desde camerinos hasta equipo técnico y una acústica de primera calidad.

Aunque no está en el circuito del Centro Histórico, este teatro es muy concurrido y recibe un constante mantenimiento por parte del Instituto Zacatecano de Cultura.

Un elefante blanco

El Centro Cultural Toma de Zacatecas fue anunciado como la obra cultural más importante del sexenio de Miguel Alonso Reyes; con una inversión superior a los 520 millones de pesos, tiene capacidad para 4 mil 200 personas.

El 11 de septiembre del 2016 fue inaugurado, pero terminó convirtiéndose en un elefante blanco, pues a la fecha se mantiene cerrado al público en general.

El día inaugural se presentó la Banda Sinfónica del Estado en compañía de la cantante Dulce y el tenor Fernando de la Mora.

En la urgencia por inaugurar el recinto, que sería un monumento al derroche de dinero y endeudamiento de Zacatecas, no se hizo caso a las recomendaciones y la actual administración dejó la obra, ya que representaría una inversión de alrededor de 200 millones de pesos más.

Este año se anunció que el Centro Cultural Toma de Zacatecas sería la sede del bachillerato militar que pondría en marcha la Secretaría de la Defensa Nacional, y sería el mismo Ejército Mexicano el que se encargaría de las adecuaciones, algo que tampoco ha ocurrido.

El espacio sigue ocupado por una obra negra que es cuidada día y noche por veladores, los trabajos no continúan y, lo que era la promesa de un magno recinto para las bellas artes, fracasó.

Joya jerezana

El Teatro Hinojosa, edificado en el corazón del Pueblo Mágico de Jerez de García Salinas, es una joya arquitectónica que comenzó a construirse en 1871 y se concluyó hasta 1890, aunque se inauguró el 1 de noviembre de 1878. A lo largo de más de 100 años, se ha convertido en un referente cultural no sólo de la región, sino del estado, ya que ha sido sede de grandes espectáculos de todas las bellas artes y eventos sociales de gran importancia.

Es una parada obligada para conocer la estructura, recorrer cada rincón para revivir esos grandes acontecimientos culturales del que fue sede en innumerables ocasiones.

Mineral de recuerdo

El Mineral tiene un inmueble, testigo de leyendas, arte, cultura e historia. Se trata del Teatro Echeverría, sede de eventos desde las obras de teatro, ópera, recitales, danza e incluso eventos sociales. Sinónimo de la vida cultura en Fresnillo, el edificio se erigió por órdenes del gobernador más emblemático del estado, Francisco García Salinas, quien no fue testigo del desfortunio de unos años posteriores cuando se convirtió en casino y casa de apuestas. El rescate trajo redención para este espacio cultural que sigue siendo un testigo firme de la historia y la cultura en Fresnillo.

Los teatros de la ciudad

ALEJANDRO CASTAÑEDA / Reportero, NTR Medios de Comunicación


Los comentarios están cerrados.