No les queda más que acatar el fallo, olvidarse de trucos y ponerse a trabajar en proyectos ambientales.


Deja un comentario