Enrique Laviada
Enrique Laviada

Quién no recuerda esa frase con la que alguien, probablemente involucrado en un robo, grita a voz en cuello para que detengan a los culpables, llamando la atención hacia otros y dejando a salvo su propio pellejo.

Eso parece que quiso decir la senadora de Morena, Soledad Luévano, quien insiste en evitar que el gobernador Alejandro Tello se desmarque, sin mayores contratiempos, de las corruptelas cometidas por Miguel Alonso, algunos de sus familiares, colaboradores y secuaces.

Sin lugar a dudas, las afirmaciones de Luévano darán mucha tela de dónde cortar, lo digo en un sentido periodístico, pero también como parte de las investigaciones que realiza la fiscalía y que pronto arrojarán sus primeros resultados, según algunas de nuestras mejores fuentes al interior de la dependencia.

Por lo pronto, esas mismas fuentes cercanas al caso aseguran que la lista de personas que integraron “la red de corrupción”, que operaba en el sexenio pasado, incluiría los siguientes nombres: Miguel Alonso (ex gobernador), Lucía Alonso (ex presidente honorífica del DIF), Juan Alonso (sin cargo público), Diego Alonso (hijo), Eleazar Ávila Márquez (cuñado de Miguel Alonso), Fernando Soto Acosta (ex secretario de Finanzas), Guillermo Huizar Carranza (ex secretario de Finanzas y recientemente director de Gestión Estratégica y Enlace institucional de Fonatur), Mario Rodríguez Márquez (ex secretario de Infraestructura), Francisco Ibargüengoitia (ex secretario de Infraestructura y actual titular de la Coordinación de Proyectos Estratégicos del gobierno de Alejandro Tello), Víctor Rentería López (ex director del Issstezac y actual jefe de la Oficina del Gobernador Tello), José Luis Santoyo González (ex coordinador administrativo de la Seduzac), para empezar.

……………………………………………………

Al tiempo que la senadora Luévano declaraba acerca de la “complicidad de Tello” en el caso de la “red de corrupción” de los Alonso, dos diputados locales de Morena, Héctor Menchaca y Omar Carrera, ambos muy próximos a David Monreal, ex candidato al gobierno del estado y actualmente coordinador de Ganadería del gobierno federal, exigieron que se agilicen las investigaciones y se proceda en contra de quien o quienes resulten responsables.

En sus propias palabras, exigieron que se llegue al fondo del caso, sin importar que las consecuencias sean “hasta ahora incalculadas de manera suficiente”, lo que no descartaría, se entiende, que estuviesen involucrados funcionarios del más alto nivel de la actual administración.

Por otra parte, no tengo datos, hasta el momento, de cuál será la postura que asuman otros personajes de Morena, si cerrarán filas con los declarantes en contra del gobernador Tello, o guardarán prudente silencio, tomarán distancia, o si tal vez lo defiendan, eso aún permanece en la incógnita.

Pero lo seguro es que deberán manifestarse en cualquier sentido, pues su silencio equivaldría a otra forma de complicidad frente a esa “red de corrupción”, la cual ya es oficialmente investigada por las autoridades.

Algo similar puede esperarse en los próximos días, me refiero al establecimiento de posturas públicas, de parte de actores ligados al Alonsismo (cualquier cosa que eso signifique), algunos de ellos retirados, otros activos en los medios de comunicación y otros tantos con cargos en la administración o en la representación popular, ya se verá.

………………………….

Acertijo

Puede que coincidan en aquello de: ¡Atrápenlos!


Los comentarios están cerrados.