REFORMA | NTRZACATECAS.COM
REFORMA | NTRZACATECAS.COM

MÉXICO.- Concluida la perforación de un quinto ducto para extraer agua potable 2.3 kilómetros por debajo del suelo, la horadación de pozos megaprofundos en Ciudad quedó suspendida, informó la Comisión Nacional del Agua (Conagua).

«Tuvimos una reunión con el doctor Rafael Carmona, director del Sistema de Aguas de la Ciudad de México (Sacmex). Vamos a hacer un paro de todas esas actividades y analizar toda la información que se tiene de los cinco pozos perforados», expuso el subdirector de Agua Potable del organismo, Homero Landa.

Antes de perforar más pozos o construir un nuevo acueducto, la Capital debe reparar las fugas y recuperar caudales para el abasto potable, explicó la directora de Conagua, Blanca Jiménez.

«El Sacmex está iniciando un programa de reparación de fugas, deben recuperar el agua que se tiene, 40 por ciento de fugas es un chorro, como que haga que recupera 20 por ciento es una cantidad muy importante de agua suficiente para el suministro que hiciera falta», señaló Jiménez.

Tras ocho meses de perforación con una plataforma petrolera, junto a los tanques de almacenamiento de Cerro de la Estrella, en Iztapalapa, fue concluido el quinto pozo.

En octubre de 2017, el entonces Presidente Enrique Peña puso un funcionamiento un cuarto pozo profundo en Canal de Chalco, en los Viveros de Nezahualcóyotl.

El primer pozo profundo fue construido al lado de la Central de Abasto, en Iztapalapa, en junio de 2013. Dos más fueron perforados dentro de la Ciudad Deportiva de la Magdalena Mixhuca, en Iztacalco.

Estos fueron trabajados por Sacmex, a propuesta del geólogo Federico Mosser, quien sostuvo que debajo del acuífero tradicional, hay un segundo yacimiento de agua potable, cuya presencia fue comprobada con los cinco pozos.

Para investigadores del Instituto de Ingeniería de la UNAM si bien se acreditó la existencia del segundo acuífero, aún falta saber de dónde se abastece y si carece de relación con el existente, cuya explotación con 450 pozos de hasta 300 metros de profundidad, provoca los hundimientos diferenciados y las grietas.

Los tres pozos excavados en Iztapalapa extraen hasta 90 litros por segundo en conjunto, tomados del acuífero profundo y a pesar de la protestas de los vecinos por las obras con plataformas petroleras, el caudal fue analizado y Sacmex determinó que es potable para su entrega en las colonias.

Los dos pozos de Iztacalco fueron horadados, pero el caudal no es tomado, porque viene acompañado de vapores, en parte gas metano, indicó Conagua.


Los comentarios están cerrados.