REFORMA | NTRZACATECAS.COM
REFORMA | NTRZACATECAS.COM

CIUDAD DE MÉXICO. La decisión del Gobierno de Donald Trump de trasladar su Embajada ante Israel de Tel Aviv a Jerusalén es contraria al derecho internacional y agudiza el conflicto entre palestinos e israelíes, acusó el Embajador Mohamed Saadat, jefe de la representación diplomática palestino en México.

Al participar en la Cámara de Diputados en una ceremonia para conmemorar los 70 años de la Nakba, que fue el desplazamiento de 800 mil palestinos de sus tierras, el diplomático sostuvo que con esta acción Estados Unidos se suma al conflicto y no a la solución de la construcción de dos estados.

“Esta arrogancia, el desdén de los Estados Unidos hacia los derechos de nuestro pueblo, prueba que, éste, en lugar de ser parte de la solución, han decidido ser parte del problema.

“Ante esto, los palestinos reafirmamos que la inauguración de la Embajada de Estados Unidos en el Jerusalén ocupado no altera el estatus legal de la ciudad, ni legitima su anexión ilegal por parte de Israel”, sostuvo.

En la víspera, Ivanka Trump, hija y asesora del Presidente estadounidense, acudió a la ceremonia de inauguración de las nuevas instalaciones, en medio de protestas que se dieron en la franja de Gaza, que dejaron un saldo de alrededor de 60 palestinos muertos y 2 mil 700 heridos.

Saadat dijo que Jerusalén seguirá siendo la capital interna palestina y que harán valer todos los recursos necesarios para denunciar lo que consideró una violación al derecho internacional y a las resoluciones que ha emitido la Organización de las Naciones Unidas.

“De igual manera reafirmamos que nuestro pueblo tiene todo el derecho de defenderse, a sí mismo, en contra de las acciones ilegales de cualquier potencia, incluyendo Estados Unidos.

“El Estado de Palestina seguiría todas las vías legales y diplomáticas para proteger los derechos nacionales de nuestro pueblo y confrontar esta ilegal acción estadounidense”, advirtió.

El diplomático consideró que aquellos países que sigan el camino de la Administración estadounidense y los que ayer participaron con una representación en la ceremonia de inauguración van en contra del derecho internacional.

“En este sentido, Palestina considera la participación de representantes de algunos países en las actividades de inauguración, un acto de hostilidad hacia los derechos palestinos y hacia el derecho internacional y tomará las medidas que considere apropiadas hacia estos países”, dijo.

Saadat agradeció la neutralidad del Gobierno mexicano en el conflicto y los llamados que ha hecho para que se respete el derecho internacional.


Deja un comentario