REFORMA | NTRZACATECAS.COM
REFORMA | NTRZACATECAS.COM

Washington.- El Presidente de Estados Unidos, Donald Trump afirmó este sábado que la publicación del memorando sobre las pesquisas de la trama rusa lo “reivindica totalmente”, luego que se le señalara por meses por una supuesta obstrucción de la justicia en las investigaciones de la injerencia de Rusia en los comicios de 2016.

“Este memo reivindica totalmente a ‘Trump’ en la sonda, pero la cacería de brujas rusa sigue y sigue”, escribió en su cuenta de Twitter un día después que su propio Gobierno permitiera la divulgación del documento de cuatro páginas, a pesar de que el FBI consideró que no ofrece un panorama integral de los acontecimientos.

“No hubo Colusión y no hubo Obstrucción (la palabra ahora se usa porque, después de un año de buscar interminablemente y no encontrar NADA, la colusión está muerta ¡Esto es una desgracia estadounidense”, escribió.

El polémico memorando afirma que los principales funcionarios del FBI y el Departamento de Justicia, encargados de las pesquisas por la trama rusa, abusaron de sus poderes para espiar a Carter Page, asesor de campaña de Trump, sospechoso de ser agente de Rusia.

Además, el texto, que se convirtió en centro de una inusual disputa pública entre Trump y el FBI, sostiene que los investigadores del Departamento de Justicia y el FBI omitieron información clave cuando solicitaron autorización de una Corte para espiar al asesor de la campaña de Trump, Carter Page.

Según el memorando, el juez de la Corte de la Ley de Vigilancia de Inteligencia Foránea (FISA) no fue enterado que el autor del reporte original de la trama rusa, el británico Christopher Steele, había recibido 160 mil dólares del Partido Demócrata para obtener “información derogatoria” sobre Trump.

“Ni la solicitud original inicial de octubre 2016, ni ninguna de las relaciones, menciones o hacen referencia al papel del Partido Demócrata, al de la campaña de (Hillary) Clinton, ni de ningún partido o campaña financiando los esfuerzos de Steele”, dice el documento.

El documento sostiene que la solicitud no revela que el investigador británico estaba trabajando para la empresa Fusion GPS, que a su vez estaba siendo pagada por el bufete jurídico Perkins Coie, a nombre de su cliente, el Comité Nacional Demócrata.

 

 

 


Los comentarios están cerrados.